lunes, 11 de agosto de 2014

Cómo lidiar con compañeros de trabajo holgazanes


Continuando con nuestra serie de posts útiles para el ambiente laboral y la motivación en la oficina y el trabajo en general, hoy queremos tratar un tema bien importante y que sucede más frecuentemente de lo que creemos:
Lidiar con compañeros de trabajo perezosos, o como decimos coloquialmente en nuestro país: Empleados flojos que “echan carro”.
  
En la vida laboral no hay nada más desestimulante que tener un compañero holgazán. Ese individuo que, mientras otros trabajan, pierde el tiempo deambulando por otras dependencias –o fuera de la empresa–, aplaza la entrega de trabajos importantes, elude sus responsabilidades o se gasta el día conversando, navegando en la red o resolviendo problemas personales.

Para quienes están enfocados en obtener los mejores resultados en su trabajo, compartir con este tipo de personajes llega a ser una verdadera tortura en muchas ocasiones. Incluso, pueden llegar a ser nefastos para una organización porque varios de sus compañeros van a tratar de seguir el mal ejemplo, lo que termina afectando las metas de la compañía. ¿Qué hacer frente a este tipo de colegas?

Si has padecido o actualmente padeces de esto, continúa leyendo, porque te damos unos #MegaTips bien valiosos para poder superar esta situación.


  • Concéntrate en lo tuyo. Observar cómo su colega elude las labores de la oficina no solo te generará emociones negativas, sino que además te quitará la energía que necesitas para hacer bien tu propio trabajo. Por eso, en vez de quedarte a contemplar cómo él pierde el tiempo, dedícate a hacer tu trabajo de la mejor manera posible.
  • No te contagies. La imitación de una mala conducta puede ser la peor consejera en la oficina. Si te molesta que alguien pierda el tiempo en el trabajo, lo último que debes hacer es imitar este mal ejemplo; más bien sacúdete esos pensamientos y evita convertirte en aquel tipo de trabajador que tanto te genera molestias. No dejes que otra persona, que poco aporta a tu vida profesional, termine por arruinar tu ánimo.
  • La vida no es justa. Quejarse de lo injusto que puede ser que alguien ‘se gane la vida fácil’ mientras tú estás trabajando no te ayudará a solucionar los problemas. Solo conseguirás verte como una persona amargada y, con el tiempo, terminarás aislado. Por eso, deja a un lado este tipo de razonamientos, que solo te dejarán más cansado que al comienzo, mientras las cosas siguen igual.
  • No le hagas la tarea. En ocasiones, para evitar mayores atrasos en las labores de la oficina hay quienes deciden echarse todo el trabajo encima para que las demoras no afecten el resultado final. Pero esta no es la solución y podría convertirse en una práctica permanente si tu compañero se da cuenta que tú estás dispuesto a asumir toda la carga. No le hagas el trabajo y más bien trata de dialogar con él para que conozca el impacto negativo de su actitud.
  • Toma las riendas. Ver un problema como una oportunidad puede ser un buen comienzo para lograr el ascenso laboral que tanto has esperado. Si tu compañero de trabajo prefiere perder el tiempo y si no está dispuesto a cambiar de actitud, piensa que esto te puede abrir el espacio para asumir el liderazgo, ponerte al frente de la situación y cumplir con las metas de la oficina. Esto te dará mayor visibilidad y te abrirá el espacio para seguir ascendiendo dentro de la organización.
  • Fuera rumores. Criticar lo mal que la pasas por culpa de un compañero poco trabajador puede convertirse en un bumerán para tu carrera laboral. Además de presentarte como ‘la víctima’, otros podrían desconfiar de tus comentarios y atribuirlos a la envidia o falta de interés por sacar adelante tus propios asuntos. No hables a espaldas de tus compañeros, pues esto podría generarte más problemas que soluciones.
  • Juego de parejas. Si la situación de falta de compromiso de tu colega está afectando tu desempeño laboral y no ha funcionado el diálogo directo, es importante que le hagas ver a tu jefe que el resultado no se podrá cumplir. Esto no solo te permitirá cambiar de compañero de trabajo para tus próximas asignaciones, sino que, de paso, pondrá en evidencia a tu colega holgazán.
Estamos seguros que luego de estos, no tan sencillos, pero sí efectivos #MegaTips, sabrás como armarte de ánimo, motivación y paciencia ante este “mal laboral” en tu lugar de trabajo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario